gelato di festa

2 comments

  1. Los helados son tentadores, la heladera un encanto, y la libélula… ¡un chiquillo que pega su nariz al cristal de una tienda de dulces!.

  2. gracie!
    He investigado y resulta que no es libélula, es un caballito del diablo… :)
    Después de mirar el escaparate un buen rato, pasó dentro, y tras un descanso en las cañas de bambú prosiguió camino hacia algún humedal. A el Arga me figuro…
    A ver si tengo más visitas este verano!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s